logo yo y mi maleta

Corrubedo: dunas, dolmen y faro


Al hablar de Corrubedo sin duda hay que comenzar citando sus dunas, un lugar que no debéis perderos si visitáis Galicia. Antes de llegar a Corrubedo hay que desviarse a mano izquierda en Olveira, siguiendo la señalización existente. Por una pequeña carretera llegamos a una explanada donde dejar el coche, en la que unos carteles explican las características del entorno.

A partir de ahí hay que andar; existen dos caminos, el del mar y el del viento. Este último nos conduce a través de una pasarela hasta la gran duna móvil y hace honor a su nombre, ya que el viento sopla con cierta fuerza.

No hay que olvidar que no está permitido andar fuera de la pasarela y muchísimo menos acceder a las dunas. Es un lugar único que reúne dunas vivas y una flora y fauna que casi no existen en ningún lugar de Europa. Se estima que la gran duna tiene unos 3.000 años de antigüedad y es la más grande del norte de la Península y de las de mayor tamaño del continente europeo. La parte más alta alcanza los 20 metros, y mide unos 300 metros de ancho y 1.300 de largo.

Los campos que hay frente a la duna se caracterizan por su gran diversidad de flora y fauna, con algunos elementos en peligro de extinción. Desde una rotonda se puede admirar en primer plano la belleza y la imponencia de este majestuoso arenal.

El camino del mar, que tiene unos 3 kilómetros, conduce a la playa. Atraviesa una zona de alto valor medioambiental, donde se dan cita un buen número de aves. Aquí tienen su hábitat garzas, gaviotas, cormoranes y halcones, entre muchos otros. En un primer vistazo destaca sobre la arena la masa rocosa a la que se llama Pedra da Ferreira, y se observa cómo camino del mar se abre paso la laguna de Carregal.

La playa es un fantástico paseo natural que conduce al pueblo de Corrubedo, cuyas pequeñas casas se adivinan a lo lejos. La amplitud del espacio con que cuenta hacen de esta playa un magnífico lugar para el ocio de personas de todas las edades, basta con querer disfrutar de algo verdaderamente único y muy bien conservado. Es la Naturaleza en mayúsculas.

Nuestra segunda parada tiene también mucha historia. Es el dolmen de Axeitos. En Olveira, justo enfrente de la entrada hacia las dunas está la carretera que lleva a Bretal, donde se encuentra este impresionante monumento megalítico, de los mejor conservados de Galicia.

Formaba parte de una tumba con un corredor de acceso y puede datarse entre los años 3.600 y 4.000 antes de Cristo, así que simplemente mirando estas viejas piedras es fácil imaginar de cuántos hechos han sido testigo. Está formado por ocho losas sobre las cuales descansa otra superior. La altura del dolmen ronda los 2 metros. Se le conoce también como «la piedra del moro» y junto al de Dombate es de los más importantes de la comunidad gallega.

Al recinto donde se ubica se accede libremente, siempre con el requerimiento del respeto que este histórico monumento merece. Es casi imposible marcharse sin antes echar la vista atrás para llevarse en la mente una última imagen de esta maravillosa construcción.

Y ya que hablamos de construcciones, vayamos a la que cierra nuestro periplo por la comarca de El Barbanza. Se trata del faro de Corrubedo, donde el mar muestra su cara menos afable. Se levanta sobre un promontorio a cuyos pies el mar bate con dureza contra los acantilados.

La linterna se sitúa a medio centenar de metros sobre el nivel del mar, aunque la torre mide unos 13 metros. Fue construido a mediados del siglo XIX por el ingeniero Uribe, y ha sido sometido a diversas reformas a fin de mejorar su servicio en una zona que es muy proclive a los naufragios.

La escalera interior se forjó en Sargadelos, la famosa fábrica de cerámica. Llama la atención la base del faro, un edificio que es circular por una parte y rectangular por otro, parece que para atenuar el efecto del viento. Actualmente se encuentra en fase de transformación para convertirse en hotel y restaurante dentro del programa Faros de España, con el que se pretende dotar de utilidad a este tipo de instalaciones, garantizando así su conservación.

SABER MÁS


¿Buscas un restaurante?

Lee nuestras opiniones sobre muchos locales de España y de otros países


AVISO LEGAL

Copyright SPIRALES EDITIONS © 2019 · Todos los derechos reservados· yoymimaleta.com